Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Los implantes dentales y sus riesgos

Los implantes dentales tienen una serie de riesgos. En el caso de que estés planteando hacerte un implante de hueso dental, los riesgos que esto implica es posible que hagan que te eches para atrás. El caso es que los implantes dentales como tal tienen más ventajas que desventajas, pero sí que estamos de acuerdo en que es preciso saber los riesgos para poder actuar en consecuencia, en el caso de que precises hacerte un implante, seguro que la salud dental te lo va a agradecer.

Existen otras personas que se plantean si es doloroso poner implantes. El caso es que, aunque el proceso nos pueda resultar un poco molesto, va a ser bastante mejor afrontar los problemas en la salud dental cuanto antes mejor.

¿Cuáles son los implantes dentales?

Son un tratamiento donde pasa a sustituirse la raíz del diente por una pieza metálica que es usada como tornillo. El propio tornillo pasa a anclarse a un diente que sustituye al original con materiales y un aspecto parecido.

Debemos saber que los implantes se hacen en los casos en los que existen una serie de problemas dentales, donde el diente se encuentra en franco deterioro y de no ser reemplazado, puede que termine por causar daños a la encía y el hueso.

Debido a esto, pese a que antes nos vayamos planteando los riesgos que tienen este tipo de implantes, el que no nos lo pongamos cuando hay daños en los dientes, puede terminar por ir agravando la dolencia en cuestión. Los especialistas dentales de clinicacooldent.com, creen que es vital estar atento frente a problemas como la periodontitis y que se pueda perder parte del hueso.

Cuidados básicos

En cuanto se colocan los implantes, debemos pensar en la importancia de realizar algunos cuidados básicos en relación con la limpieza y la dieta que realizamos. Igualmente, hay que evitar el alcohol y el tabaco, que lo que hace es acelerar el proceso de osteointegración del implante al hueso.

Si hablamos de los riesgos y de los inconvenientes que puede terminar planteando el uso de implantes, estos se van a resumir en una serie de detalles.

Problemas con la osteointegración

Hay un porcentaje bajo de los casos, donde los implantes no los acepta el hueso y no se llegan a fusionar como es debido. Aquí lo que ocurre es que se retira el implante que había inicialmente y se deje que haya cicatrización en el hueso para que se coloque uno nuevo dentro de un tiempo.

Infección den la zona donde se encuentra el implante

Todo ello ocurre cuando no tenemos la higiene bien o consumimos tabaco o alcohol. Si esto se une a una alimentación poco sana, habrá más posibilidades de que se produzca una infección.

Sinusitis

Como la zona donde se encuentran boca y nariz están muy cercanas, el que se coloquen los implantes puede terminar suponiendo una infección en la nariz. Si queremos prevenirlo, lo mejor es que se produzca una elevación del seno maxilar para el implante en vez de colocarlo de manera directa.

Pérdida de autoestima y a nivel estético

Cuando empieza un tratamiento de implantes, quizá el que más rechazo nos va a dar sea el permanecer bastante tiempo sin dientes, pero se pueden colocar unos dientes denominados provisionales, antes de que haga el implante definitivo. Así podrás tener una buena sonrisa después de que retiren tus dientes.

Lesiones en el nervio inferior

Es el riesgo peor en el que puede incurrir un paciente cuando se trata el tema de los implantes. En la zona posterior de la mandíbula, puede haber casos donde el hueso termine siendo reducido y alcance a tocar el nervio. En estos casos, el odontólogo terminará retirando el implante y tomar un complejo de vitaminas para poder favorecer a que regenere el nervio que esté afectado.

De todas formas, si esto sucede, pueden hacerse radiografías o TAC antes para saber la situación desde la que se parte.

Hay que valorar mucho el implante de huesos dentales y los riesgos que ello entraña, deben ser tenidos en mente antes de optar por un tratamiento de esta clase. En el caso de que el odontólogo te recomiende hacerlo, lo mejor es implementarlo e ir siguiendo todo lo que te diga para que no se produzcan complicaciones. Buena parte de las personas a las que se les realizan estos implantes terminan contentas, pues no suele haber problemas una vez realizado el tratamiento.

Así que ya sabes, esperemos que te animes si tienes problemas, aunque eso sí, siempre en buenas manos.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
CATEGORÍAS